jueves, 30 de julio de 2015

EL DRAGÓN Y EL LEÓN [7]

EL DRAGÓN Y EL LEÓN [7]

¡Disculpad dragón si conmigo no pudiste!, - dijo el león detrás de una roca, -pero  el dragón escupió fuego hasta que la derritió…

-¡Qué hiciste bruto!, ¿por qué has dañado así mi roca?

Y responde el dragón: quería saber qué tanto ocultaba en su corazón, y me di cuenta que bastaba un león asustado, para saber que una lágrima brilla más en los ojos de una madre, que un diamante, dentro de una roca.

El león no comprendió el mensaje y agazapado huyó para dentro de su propia cueva.

No provoques a un dragón, porque tiene mucho fuego dentro de sí, que descubrirá lo frágiles que somos, aunque tengamos garras de león.

Raquel Rueda Bohórquez

Barranquilla, julio 30/15

No hay comentarios:

Publicar un comentario